Las Últimas

Dropdown Menu

07 septiembre 2019

Presupuesto 2020: la realidad nacional ante la catastrófica recesión mundial
by MercadoInterno - 0





Temen que estalle burbuja de deuda planetaria, llega a 26 años del
PIB mundial; levantar la economía nacional, única oportunidad

Juan Manuel Rodríguez (7-IX-19)
Para no distraernos en lo insustancial y anecdótico del Primer informe oficial de Gobierno de Andrés Manuel, diremos que dicho mensaje se caracterizó fundamentalmente por dos realmente trascendentales aspectos: Primero, les dio una sencilla pero muy clara  lección de economía a los millones que votaron por él y sostienen su reconocimiento con el 70% a su persona. AMLO no desconoció en su informe el gravísimo problema de la violencia. Segundo, está preparando a la 4ª Transformación para que México esté lo menos expuesto a la inminente recesión mundial o, peor, al  colapso económico financiero que la insostenible deuda global cuya burbuja está a punto de estallar con efectos negativos inusuales a nivel planetario.

Desde el régimen de Miguel  Alemán (1947-1952) se insistió en la preminencia del crecimiento económico y dejar para después el reparto de la riqueza; la critica se adereza al invertir el proceso empezando por aumentar el ingreso de las grandes masas populares, mientras se sientan las bases para iniciar un crecimiento económico, no como el”obsesivo” fin del capital, sino para el desarrollo social de beneficio colectivo.

Duplicar el salario mínimo en la faja fronteriza del norte, incrementarlo en 16% en el resto del país  algo inusitado, derramar miles de millones para adultos mayores, discapacitados, ocupar aprendices, becas para estudiantes, créditos a la palabra en el campo y otros en apoyo a trabajadores y pequeños empresarios y, en general, aumentar el ingreso en sectores donde generalmente todos los recursos del hogar son insuficiente siquiera para adquirir la canasta alimentaria. Todo lo anterior fortalecerá el consumo y afianzará el mercado interno con efectos en la industria que, sin políticas públicas adecuadas, desde hace años está en práctico estancamiento. El panorama descrito en el informe oficial fue una lección de economía para la mayoría de los mexicanos.

Y no es que el crecimiento económico haya sido soslayado, pues los grandes proyectos de inversión son para la infraestructura y son los que más recia oposición han encontrado, principalmente los más importantes: la refinería de Dos Bocas, el Tren Maya, el aeropuerto de Santa Lucía (“elefantes blancos” dice la oposición), y el canal interoceánico que comunicará con moderna vía férrea el Océano Pacífico con el Golfo de México en el Atlántico, a través de los puertos de Salina Cruz y Coatzacoalcos, que serán clave en superar la operación del actual Canal de Panamá..

Al declarar la separación del poder político del poder económico, significa que el Estado asume su responsabilidad constitucional, pero sin romper con el sector privado, como se demostró en la ceremonia de Palacio Nacional, con su inversión sigue siendo el puntal de crecimiento económico (actualmente la inversión privada es 7 a uno a la del sector oficial), al participar conjuntamente con el gobierno en los enormes proyectos de infraestructura trazados, algunos tachados de “elefantes blancos”

EL COLAPSO MUNDIAL QUE VIENE.

Ante la amenaza de una inminente recesión global en la que no habrá país que pueda desentenderse. México, con la nueva administración, está sentando las bases en busca de alcanzar un crecimiento del 4% y AMLO ha mostrado mucha confianza en ello, aunque muchos se pregunta en qué funda su optimismo.

La natural cautela de inversión nacional al inicio de toda administración, difiere de la visión extranjera, con fluida inversión hacia México, que ya es el primer socio comercial de EU, al frenar éste su relación con China. A esa ventaja se suma una inflación controlada, el peso firme sólo afectado por cuestiones exógenas, no más deuda mexicana que pasó de 1.7 Billones de pesos con Fox a 10 Billones con Peña Nieto, se reafirma el estado de derecho y se dan pasos para afianzar a Pemex, la principal empresa del Estado (aunque algunos la ven como el iceberg frente al Titanic que es México).

La iniciativa presidencial del presupuesto 2020, no sólo revelará mañana la situación (será “realista”, dijo Hacienda) de México en particular, y del mundo en general, ante una precaria situación cuyo peligro es más grave de lo imaginado, según los expertos. México recortó el Gasto Corriente sin aumentar impuestos, pero eso es insuficiente, como lo serán los recursos rescatados de la corrupción, pero su deuda pública es del 50% de nuestro Producto Interno Bruto (PIB). Si la 4ª. Transformación se prepara para una recesión mundial, no podemos olvidar la burbuja que los especuladores en los centros financieros del mundo (Wall Street en Nueva York, la Citi en Londres, Zurich, etc) están preparándose para el estallido de la enorme burbuja de la deuda mundial que han dejado crecer y que pronto estallará; no sabemos hora ni fecha…pero estallará.

Es de tal envergadura la deuda mundial que se necesitarían 26 años de todo el PIB mundial para pagarla, Un Fobaproa de rescate financiero inimaginable e inalcanzable. Ya Rusia se deshizo de todo el papel, bono o reserva fincada en dólares y se dedicó a comprar oro; China, que tiene más de 3 billones de bonos en dólares, empezó a hacer lo mismo. Lo saben, el peligro ya está aquí sólo esperan el momento de que truene la burbuja donde no habrá país que se salve de la avalancha o tsunami financiero. Sacar los capitales y llevarlos al extranjero, tampoco los salvará.

México, en condiciones tan endebles, está conformando apenas las bases para fortalecer su economía y sólo espera hacerlo en total unidad nacional.  Tuvo razón Carlos Slim cuando advirtió dirigiéndose a los inversionistas nacionales, o le entran a apoyar el crecimiento del país (que por cierto es de lo más estable de lo que se imaginan) a través de la inversión, o esperen la quiebra de sus empresas.
« PREV
NEXT »

No hay comentarios

Publicar un comentario