Las Últimas

Dropdown Menu

10 mayo 2018

Mis Bendiciones
by MercadoInterno - 0




EN LAS NUBES




Mis Bendiciones



Carlos Ravelo Galindo, afirma:



El camino hacia una vida feliz está pavimentado con bellas perspectivas y pensamientos para difundir la felicidad e inspirar a los demás.



Este Diez de Mayo que celebramos a la madre, debería ser diario. A ella, simple y sencillamente debemos la vida.



Evocarla nos permite recordarla también con estas frases del poeta Mahatma Ghandi:



Toma una sonrisa y regálala a quien nunca la ha tenido.



Toma un rayo de sol y hazlo volar allá en donde reina la noche.



Descubre una fuente y haz bañar al que vive en el barro.



Toma una lágrima y ponla en el rostro de quien nunca lloró.



Toma la valentía y ponla en el ánimo de quien no sabe luchar.



Descubre la vida y nárrala a quien no sabe entenderla.



Toma la esperanza y vive en su luz.



Toma la bondad y dónala quien no sabe hacerlo.



Descubre el amor y hazlo conocer al mundo.



Y nosotros reconocemos también que el silencio de ella, la madre, nos permite apreciar verdaderamente la belleza de nuestro universo.



Nos permite abrir bien los ojos de forma consciente y no perdernos nada de lo que ocurre a nuestro alrededor.



Aquí te regalamos también unas expresiones ideales para esos días en que necesitamos conectar con nuestra Madre.



A veces, cuando parece que la vida se resquebraja en pedazos, nos olvidamos de considerar nuestras bendiciones.



Nos sentimos mal si perdemos de vista los motivos para estar agradecidos a ella y a la vida.



Abre los ojos y mira cómo la vida no es tan mala, después de todo... Porque son cosas simples las que de verdad cuentan.



Estas son nuestras pequeñas-grandes dichas por las que dar gracias.



A todo ello nos enseñó ella. Las tenemos en mente:



Mi bendición: es poder cuidar de mi mismo y ocuparme de mi propia vida.



Mi bendición: son los que me rodean y me aman por como soy.



Mi bendición: es tener un amigo como tú, que me hace reír cuando estoy triste.



Mi bendición: Eres tú. Un hombro en que llorar cuando más lo necesito.



Mi bendición: Es tener un sofá donde caer rendido tras un largo día de soledad.



Mi bendición: Son las decisiones que puedo tomar. La libertad es un arma muy poderosa.



Mi bendición: ¡Es vivir! Y doy las gracias por este nuevo día.



Día de la Madre, que son todos.



Y otras muchas que utilizamos en nuestro libro, editado por el Club Primera Plana, cuando don Raúl Gómez Espinosa, director general de Proyección económica, era el presidente.





craveloygalindo@gmail.com
« PREV
NEXT »

No hay comentarios

Publicar un comentario